Alimentos Cooperativos es un proyecto integrado por organizaciones de la Agricultura Familiar y del Cooperativismo que busca construir cadenas de valor solidarias, donde lxs productorxs cobren precios justos por su trabajo y lxs consumidorxs accedan a precios normales y libres de especulación.

Las cooperativas que encabezamos el proyecto Alimentos Cooperativos somos la Cooperativa de Trabajo Alimentando, el Centro de Comercialización de Productos de la Agricultura Familiar (Cecopaf), Cauqueva y Coopafes. Desde estas organizaciones buscamos la construcción de la soberanía alimentaria y el fortalecimiento de la agricultura familiar, del cooperativismo, de la agroecología y de la economía social, solidaria y feminista. 

¿Qué diferencia a Alimentos Cooperativos del resto de las propuestas que ofrece el mercado?

Precios normales: la construcción de los precios se basa exclusivamente en los costos de producción, logística y comercialización (con su carga impositiva correspondiente). Es decir, no interviene la especulación en la formación de los precios. Al tratarse de productorxs que destinan casi la totalidad de sus productos al mercado interno, no toman en cuenta los precios internacionales de los alimentos ni ningún otro factor especulativo a la hora de formar sus precios.

Calidad: las primeras en consumir los alimentos cooperativos son las familias de lxs productorxs, lo que asegura su excelente calidad. El esfuerzo y la dedicación puestas en la elaboración de los productos, redundan en mejoras sustanciales en la calidad de los mismos.

Destino del ingreso: los principios fundamentales del cooperativismo, que inspiran a lxs productorxs del sector, aseguran que los ingresos obtenidos de la comercialización de sus productos vuelvan en forma de inversión para mejoras. Esto significa retribuciones justas para sus trabajadorxs y, en definitiva, el desarrollo de las comunidades locales.